Ciudadanos y Elecciones frente a las Redes Sociales

by Wilson Suarez on July 21, 2011

Cada día más políticos en Colombia participan en las redes sociales, algunos motivados por las menciones que a diario promocionan los medios, sobre lo que escribió en Twitter fulano o mengano; otros motivados por sus equipos de prensa, su familia o amigos; sin olvidar los políticos modernos que siempre han mantenido la tecnología como una herramienta de cada día.

Pero está la otra cara de la moneda… los ciudadanos… ¿por qué sería positivo que usarán las redes sociales frente a las elecciones?

  1. Nunca como hoy, hemos tenido acceso a tal cantidad información sobre los propuestas y programas de gobierno de candidatos.
  2. Tenemos “pruebas” de lo que prometen: por escrito, en podcast, en vídeo y hasta, otros testificando por ellos.
  3. Ahora podemos solicitar mayor información sobre sus propuestas.
  4. Ahora podemos criticar “como prefiera cada uno”, las propuestas e igualmente las acciones de los candidatos.
  5. Sabemos por las redes sociales donde esta localizado y que hará o hace, cada día un candidato (bueno de algunos), o podemos preguntar.
¿Podríamos pensar, que las redes sociales son un compromiso por parte del candidato con los ciudadanos? y a la vez … de los ciudadanos con un candidato en particular.

¿Qué hay “en contra”, de la participación en las redes sociales por los ciudadanos?…
  1. Entre los políticos que más usan las redes sociales… están los mismos de siempre o sus familiares. (Recuerdan: “Lo mismo que antes”)
  2. La cultura electoral nuestra, nos tienta a votar “a ganar”, aunque finalmente nosotros no ganemos nada, solo el candidato y quizás hasta perdamos… en impuestos mal invertidos.
  3. Aún “votamos” por candidatos, muy pocos por propuestas o programas de gobierno.
  4. Somos pobres lectores de las propuestas e ideas de los candidatos y nuestra polarización nos margina de escuchar abiertamente opiniones diferentes o nuevas.
  5. Aunque la penetración de internet viene en ascenso, aún, no logramos alcanzar todos los barrios y municipios del país y mucho menos todos los perfiles demográficos por edad.
Cada día somos más en las redes sociales, sin embargo,  somos pocos aún; seguramente influiremos “un poco” en la vida 1.0. con nuestros post en blog o tweets o estados… escasamente leídos por nuestra familia y amigos, lo que sí estoy seguro, es que sólo a partir de la construcción de redes sociales con identidades reales y persistentes en el tiempo, podremos maximizar los beneficios de estas,  para quizás en un futuro, no requerir “encuestas de opinión” que nos cambien nuestra intención de voto a última hora, sino compromisos serios de los candidatos, que se ajusten a las reales necesidades del bien común, solicitados por esta vía, por aquellos que pueden elegirlos.

Previous post:

Next post: